¿Qué es el conflicto familiar?

El conflicto es algo inherente a la sociedad. Constituye una herramienta imprescindible para la evolución y el progreso, y, por eso, no se trata de hacerlo desaparecer ni de impedir que estalle cuando sea necesario. El conflicto familiar es algo normal y fruto de la convivencia, de lo que se trata es de prevenir su desarrollo y de conducirlo con inteligencia y creatividad para que su resolución resulte positiva.

 

El conflicto familiar

La vida familiar tiende a ser un espacio al que nos une la alegría, el amor, el compromiso, el crecimiento, el aprendizaje;  en el cual sus integrantes tienen roles, responsabilidades y buscan satisfacer sus necesidades básicas en un ambiente de respeto, organización y unión.

Sin embargo, por estar la familia conformada por individuos de variadas personalidades (aunque se hayan formado en el mismo ambiente y compartan la misma carga hereditaria) con expectativas diferentes y  modos distintos de ver la vida, suele suscitarse el conflicto familiar cuando los intereses de alguno entran en contradicción con las posiciones de los otros o con la normativa familiar establecida.

 

Principales conflictos familiares

Los principales conflictos familiares tiene sus raíces en múltiples factores , nos detendremos a analizar los más comunes.

Comencemos con los conflictos de pareja.

Ya desde el mismo momento del noviazgo establecer una convivencia asertiva y duradera representa un reto para la futura familia: dos personas que provienen de familias diferentes con modelos de crianza distintos, se unen para encontrar puntos en común sobre los cuales cimentar su relación, teniendo como punto de encuentro el amor o la atracción que puedan sentir el uno por el otro.

el conflicto familiar la pareja

Luego del matrimonio comienzan los momentos críticos: convivir respetando las diferencias y los espacios personales de cada uno. Suelen presentarse enfrentamientos por las expectativas que cada uno se ha creado con respecto al futuro de la relación: establecimiento de rutinas, distribución de las cuentas y de las responsabilidades en el hogar, crecimiento de la familia.

Los problemas que más se presentan en esta etapa temprana del matrimonio y que generan un conflicto familiar son: quien debe trabajar y quien debe quedarse en casa, si el esposo defiende la postura tradicional de que la mujer es de la casa y la esposa tiene una visión más progresista esto seguramente desencadenará una crisis. Además de estas situaciones iniciales el matrimonio tendrá que lidiar con los aprietos económicos, la rutina, las contradicciones en la crianza de los hijos, la posibilidad de que el amor se acabe y sobrevenga una separación, una infidelidad, peleas por la tutela de los hijos o por los bienes, entre otras vicisitudes.

el conflicto familiar, los hijos

El establecimiento de las normas y la distribución de las tareas para prevenir el conflicto familiar

No todas las familias son iguales, así como no hay dos personas idénticas en el mundo, tampoco hay dos familias que funcionen exactamente igual. Todo depende del estilo de vida, de las costumbres o normas que se hayan establecido desde el principio.

A su vez este modelo familiar se verá influenciado por diversos factores como lo son: el momento histórico social, las tradiciones que se heredan de los ascendentes, el nivel educativo y cultural de los padres, el contexto geográfico donde se forme la familia, entre otros aspectos determinantes. Esto da pie a familias con normas muy estrictas, familias de mente abierta, familias independientes, familias muy unidas, en fin, diversidad de estilos. Según sea el estilo, el manejo de los conflictos familiares será distinto. Sin embargo, de manera general, se presentan situaciones en la pareja en cuanto a la distribución de las responsabilidades: gastos, atención de los hijos, trabajos domésticos, además de los conflictos íntimos de la pareja como la insatisfacción de las necesidades e intereses de ambos.

el conflicto familiar, normas

Y llega la adolescencia. Foco del conflicto familiar

Un punto crucial que pone a prueba la capacidad que tiene la familia para resolver el conflicto familiar de forma positiva se presenta cuando los niños llegan a la adolescencia. Se enfrentan a conflictos de intereses entre un joven que busca autonomía y aceptación social y unos padres que se niegan a ceder espacios por temor a perder autoridad o control sobre este joven.

la adolescencia y el conflicto familiar

Ante todas estas situaciones conflictivas en la familia lo más recomendado es acudir al diálogo, la mediación y la negociación como herramientas para establecer acuerdos consensuados respetando los derechos e ideales de los involucrados y estableciendo un equilibrio en base al bien común.

TIPOS DE CONFLICTOS FAMILIARES was last modified: mayo 25th, 2016 by admin